La Némesis de Peter Pan


84-8310-356-7_big.jpg

Pues sí, Murakami consigue con esta novela que nos olvidemos de ser niños para siempre. Su “actor principal” es un niño que decide con quince años comerse el mundo solo, secundado por un “anciano” que nunca ha dejado de ser un niño. Ambos son ramas de un mismo árbol que se hunden en lo más profundo de los recuerdos/sentimientos. Murakami se divierte deformando la realidad con metáforas imposibles, sin embargo, y por muy extraño que parezca, nosotros mismos las haremos reales, nos dejaremos engañar por el fluir narrativo de este japonés. Porque “Kafka en la orilla” es un libro excelentemente narrado; puede parecer a intervalos tedioso ya que nos obliga mediante verdaderos empujones a continuar con su lectura. Y es que resulta tan “limpio” de leer que creeremos beber un vaso de agua cada vez que nos pongamos en faena. Como dato anecdótico, fue WORLD FANTASY AWARD en 2006. Pero sinceramente, no hace falta que le den un premio para leerlo. Ójala, simplemente el hecho de leer este post sea en beneficio de su lectura, porque no hay nada mejor que “descubrir” un libro; y si es como este, tanto mejor.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: